Con estas dos nuevas instalaciones deportivas la parcela anexa al Polideportivo Pisuerga se convierte en un parque deportivo y juvenil que va a ser una referencia no solo en Valladolid, sino en Castilla y León”. Así ha valorado el concejal de Participación Ciudadana y Deportes, Alberto Bustos, el proyecto que se ejecutará el próximo año, una vez licitadas las obras por más de 110.000 euros. Las pistas de Pump track y calistenia se sumarán a la de parkour, que está teniendo un enorme éxito entre los jóvenes.

Alberto Bustos se muestra satisfecho, además, porque el Ayuntamiento de Valladolid ha optado por una solución favorable a la juventud en “una parcela que estaba abandonada y que tenía riesgo de especulación”. El equipo de Gobierno logró recuperar el polideportivo y la parcela cedida al extinto club de baloncesto para toda la ciudad y para el barrio. De hecho, Arturo Eyries no contaba con ninguna instalación deportiva gratuita y en la actualidad dispone de la mayor pista polideportiva cubierta de la ciudad y una pista de parkour que está teniendo un enorme éxito.

Pump track es una modalidad del ciclismo en la que un corredor debe superar una pista de pequeñas dimensiones sin impulsarse o dar pedaladas. La habilidad y la energía obtenida en saltos y peraltes son las claves. Y la “Calistenia”  es un sistema de ejercicios basado en el peso del propio cuerpo y en el que se utilizan barras y distintos elementos gimnásticos que sirven para realizar flexiones, abdominales,…

El acuerdo fue adoptado en la sesión del Consejo Rector de la Fundación Municipal de Deportes del 4 de noviembre, cuando se aprobó  el expediente de contratación de la «Obra de construcción de instalaciones de Calistenia y Pumtrack en parcela deportiva de Arturo Eyries».

Con estas dos nuevas equipaciones y las proyectadas el próximo año Valladolid sumará una veintena de nuevas instalaciones para el ocio deportivo y juvenil.