La Concejalía de Planificación y Recursos, en la que se incluye la Concejalía Delegada Especial de Recursos humanos dispondrá para el año que viene de 54,3 millones de euros (2,3 M € más que en 2020), lo que supone el un incremento del 4,6%. Y tanto Pedro Herrero como Juan Carlos Hernández han coincidido en que estos presupuestos contribuirán a la mejora del funcionamiento de la administración local porque hay una apuesta por las tecnologías de la información y digitalización y porque, además, se darán nuevos pasos para conseguir una plantilla más acorde a la prestación de los servicios a la ciudadanía.

El presupuesto de esta área representa el 17,5% del total municipal. Entre sus competencias están la coordinación interna de la gestión municipal, el impulso de las estrategias de ciudad y el despliegue efectivo de la acción del gobierno de la ciudad. Por esta razón, es un área transversal que, en buena medida, se encarga de dar servicio a las demás concejalías a través de 11 programas presupuestarios.

A los programas de Gestión de Recursos Humanos y Prevención y Salud Laboral se dedican 26,2 M €, de los cuales 21,9 M € son para gastos de Seguridad Social de todo el personal del Ayuntamiento. En 2021 se licitará un nuevo sistema de gestión informatizada integral de los recursos humanos con una inversión plurianual que alcanzará los 0,5 M € en total y que permitirá, cuando su implantación esté completada, agilizar la gestión ordinaria e impulsar los procesos selectivos derivados de las Ofertas de Empleo Público en orden a dimensionar y renovar adecuadamente la plantilla municipal. También se impulsará el traslado de la sede del Servicio de Prevención y Salud Laboral al edificio de Las Francesas.

La operación de préstamo proyectada para 2021 de un máximo de 50 M € no conllevará más carga de gasto para el programa de Deuda Pública, pues se destinarán 12,2 M € (el 3,5% del gasto municipal frente al 3,6% de 2020), correspondiendo 1M a intereses, la misma cantidad que en 2020. El nivel de endeudamiento pasará del 41,3% al 56,2% sobre los ingresos corrientes, muy lejos del límite legal del 110%.

El programa de Tecnologías de la información y la comunicación, está dotado con 5,7 M€. Contempla, dentro del Plan de digitalización 2020-2023, además de una importante renovación de equipos para dar soporte al teletrabajo, la implantación de una plataforma de Administración electrónica, la puesta en marcha de la oficina técnica de calidad y el incremento de los sistemas de seguridad digital.

A los programas de Gestión de ingresos e Inspección y de Tesorería y Recaudación se destinan 3,5 M € para la mejora de la atención al contribuyente y la licitación de un nuevo sistema informático de gestión de ingresos y recaudación que se integre con el actual sistema de contabilidad.

Por su parte, el programa de Información, Registro y Gestión del Padrón está dotado con 3,1 M €.Está enfocado a mejorar los servicios presenciales y electrónicos que se prestan a los ciudadanos, tanto en las gestiones administrativas, como en materia de transparencia, acceso a la información, datos abiertos o la gestión de reclamaciones y sugerencias. Igualmente se mejorará la usabilidad del Observatorio Urbano de Valladolid y la Comunidad Urbana.

Al programa de Gestión del Patrimonio se destinan 1,3 M €, con el objetivo general de rentabilizar socialmente el patrimonio municipal y su utilización bajo criterios de eficiencia. Al programa de Dirección del Área se le asignan 0,8 M € para la coordinación del plan marco para la mejora continua del funcionamiento de la Administración Municipal.

Finalmente, el programa de Imprevistos y Contingencias está dotado con 1M €, más del doble que en 2020, mientras que el programa de planificación económico financiera está dotado con 0,2 M € para cubrir las necesidades de la Oficina presupuestaria, responsable de la tramitación de este proyecto de presupuestos municipales 2021. 

Tanto el concejal delegado general del área, Pedro Herrero, como el concejal delegado especial de Recursos Humanos, Juan Carlos Hernández, han destacado la trascendencia que, de cara a la ejecución presupuestaria del ejercicio 2021 tendrán, tanto el uso de los remanentes o ahorros municipales como la llegada de fondos europeos en materia de reconstrucción.