El Ayuntamiento duplicará el número de viviendas del parque público y se intensificarán los programas para fomentar el alquiler. Se desarrollará el Plan Parcial La Florida, con 3.000 viviendas, la mitad protegidas.

El nuevo Plan de Vivienda   2021-2025 del Ayuntamiento de Valladolid tiene como prioridad contribuir al cumplimiento del mandato constitucional del derecho a la vivienda, según han subrayado en la presentación el alcalde, Óscar Puente, y el concejal de Planeamiento Urbanístico y Vivienda, Manuel Saravia.

El documento –aprobado en el Consejo de Administración de la sociedad municipal VIVA- continúa desarrollando las principales líneas de actuación del plan anterior, una vez contrastada su validez y vigencia. También se plantean nuevas actuaciones o se intensifican las precedentes, para adaptarse a las nuevas necesidades sociales, incluidas las derivadas de la crisis sanitaria del coronavirus. Especialmente las relativas a rehabilitación, ayudas a la vivienda, nuevas tipologías y viviendas destinadas a jóvenes e intergeneracionales.

Un plan necesariamente flexible para adaptarse a los programas, planes y leyes próximas de las distintas administraciones, y para poder optar a las financiaciones autonómica, estatal y europea que se anuncian en materia de vivienda.

Se estructura en cinco grupos de programas: parque municipal, ayudas, rehabilitación, entornos de la vivienda y áreas vulnerables, y desarrollo de sectores residenciales.

Respecto al parque municipal de viviendas el fin es ampliarlo: las cerca de cuatrocientas viviendas que actualmente lo componen (incluidas en el cómputo los alojamientos provisionales) se verían incrementadas con otras 560 (La cifra estimada se sitúa en 910, aunque se puede incrementar   ). De ellas, el programa de Viviendas Blancas se lleva el mayor aumento, ya que se intentará alcanzar un crecimiento de hasta 350 viviendas más (de segunda mano, dispersas por la ciudad), para poder cubrir las necesidades de este tipo de viviendas de las que se tiene constancia actualmente.

En el programa de vivienda joven (y familias) se espera poner en marcha nuevas promociones en parcelas de Viva o municipales, también distribuidas por la ciudad. Se impulsará, por otra parte, el modelo de viviendas colaborativas con un proyecto piloto. Y por último se intensificará la difusión del programa Alva para conseguir multiplicar por cuatro el alquiler de las viviendas vacías de la ciudad

El segundo gran impulso del nuevo plan, además del crecimiento del parque, corresponde al programa de ayudas a la rehabilitación de viviendas, fundamentalmente para la mejora de las condiciones energéticas y de accesibilidad de los edificios. Se pretende extender las ayudas a 775 viviendas, en el periodo de duración del Plan.

Además, el Ayuntamiento continúa con el desarrollo de la regeneración de áreas vulnerables, especialmente en los polígonos 29 de Octubre y Viudas-Aramburu, para los que se destina, en principio, un presupuesto de 3.000.000 de euros anuales, que podrá aumentar en función de las ayudas de otras administraciones públicas.

Los otros programas se refieren a las ayudas al alquiler y pobreza energética, a la mejora de los entornos residenciales (especialmente en la zona Este) y al control de los desarrollos urbanísticos de los nuevos sectores de planeamiento urbanístico, para evitar, en lo posible, tanto desarrollos excesivos como la atonía.

Viva llevará a cabo la gestión del Plan Parcial La Florida, de 46,2 hectáreas. De superficie y donde se prevén edificar hasta 3.000 nuevas viviendas (la mitad de ellas protegidas). El presupuesto de la operación asciende a los 27 millones de euros de euros.

Por último, el plan contempla también el impulso de la propia sociedad VIVA, la mejora de los instrumentos de información y atención a la ciudadanía y el desarrollo de estudios, análisis y asesoramiento sobre la vivienda.

Este plan se pone en marcha cuando está pendiente la aprobación la nueva Ley estatal de la Vivienda, reiteradamente anunciada, y el subsiguiente desarrollo legislativo autonómico. Pero se ha considerado conveniente contar cuando antes con un plan propio y actualizado, cuyas líneas básicas estamos convencidos de que no se moverán, aunque podrá haber adaptaciones a cambios legislativos, si fuera necesario.

La elaboración del documento se ha llevado a cabo por la Concejalía y la Sociedad Viva, contando con una asistencia técnica de la empresa Axioma Análisis Estadísticos S.L., para la actualización de datos y diagnóstico previo. Por otro lado, se ha llevado a cabo un amplio debate sobre su contenido con la participación de veintiséis asociaciones y entidades, muchas de las cuales han remitido posteriormente veinte documentos con observaciones y sugerencias.  Por eso Manuel Saravia ha agradecido de forma expresa y “públicamente estas contribuciones a los trabajos del plan”. También ha valorado “la buena disposición tanto de la Dirección General de Vivienda y Suelo del Ministerio de Fomento como de la Dirección General de la Vivienda, Arquitectura y Urbanismo de la Junta de Castilla y León en las consultas y reuniones planteadas, para mejorar el contenido del Plan”.

Por último, aunque el Plan aprobado no tiene por qué tramitarse en el Pleno Municipal. Sin embargo, el Gobierno Municipal se ha estimado oportuno someterlo a su refrendo, que presumiblemente se producirá en el del próximo mes de mayo.